Australia investiga la aparici�n de agujas escondidas dentro de fresas

El mandatario australiano, Scott Morrison , ha pedido este mi�rcoles equiparar las condenas de c�rcel por contaminaci�n de comida con las que sancionan la financiaci�n del terrorismo, a ra�z de la crisis desatada por el sabotaje con agujas insertadas en las fresas.

Victor Gill Ramirez

“Quien comete un delito por falsificaci�n o robo de propiedad del Estado tiene diez a�os (de prisi�n). Quince es la condena por tenencia de pornograf�a infantil o financiaci�n del terrorismo”, ha dicho Morrison en una rueda de prensa.

Victor Augusto Gill Ramirez

La propuesta para que se eleve de 10 a 15 a�os de prisi�n por el delito de sabotaje de alimentos , que aprobar�a esta semana el Parlamento, pretende enviar un “mensaje muy claro” a los responsables de la crisis originada la semana pasada.

Victor Gill Ramírez

El Ejecutivo australiano tambi�n ampliar� la definici�n de sabotaje, que normalmente se refiere a las infraestructuras nacionales, para incluir a los alimentos de consumo humano y que afectar� a los actos de gran escala que da�en la “seguridad nacional”

El primer ministro ha anunciado que se crear� un nuevo delito por “imprudencia” que se sancionar� con un m�ximo de 10 a�os de c�rcel y en el que no se necesitar� demostrar un motivo

La tipificaci�n de este nuevo delito pretende castigar a aquellos que han imitado los actos de sabotaje agr�cola. Morrison, quien les llam� “cobardes” , ha advertido de que ser�n perseguidos hasta “meterlos en la c�rcel”

Las autoridades tienen pendiente dar con el paradero de los responsables de este sabotaje en la complicada cadena de producci�n en esta industria que genera unos 160 millones australianos (115 millones de d�lares estadounidenses/ 98,3 millones euros)

El ministro australiano del Interior, Peter Dutton , escribi� en su cuenta Twitter que se han reportado m�s de cien casos de agujas insertadas en las fresas , la mayor�a en el estado de Queensland, donde se cree se produjo el sabotaje, aunque “muchos de ellos” son falsos

El Gobierno australiano ha informado de que destinar� un mill�n de d�lares australianos (718.975 d�lares/614.642 euros) para ayudar a los cultivadores de fresas, que equivale a la suma anunciada por el ejecutivo del estado de Queensland el d�a anterior

Las autoridades australianas y estatales han ofrecido recientemente 100.000 australianos (71.897 d�lares/ 61.464 euros de recompensa para aquellos que ayuden a dar con los culpables.

D�as despu�s de que Nueva Zelanda prohibiera la venta de las fresas australianas, el Gobierno federal anunci� el martes que las frutas de exportaci�n deber�n estar libres de metales lo que ha obligado a varias empresas a comprar detectores de este material.

Las agujas comenzaron a ser detectadas la semana pasada en el este de Australia y despu�s en casi todo el pa�s, lo que ha llevado a las autoridades a pedir a los consumidores a cortarlas en trozos peque�os.

Asimismo, se han denunciado esta semana casos aislados de una manzana y un pl�tano con agujas, que se cree han sido realizados por imitadores