Atlético Nacional y el ecuatoriano Independiente del Valle decidirán hoy, a partir de las 7:45 p.m., el título de la Copa Libertadores en una inédita final en la que ambos buscarán hacer historia en el estadio Atanasio Girardot de Medellín.

Para Nacional, que en 1989 fue el primer equipo colombiano en ganar la Libertadores, la final de hoy es la oportunidad de conseguir ante su afición su segundo trofeo continental, 27 años después de dar la vuelta olímpica en Bogotá (Medellín estaba suspendida), donde derrotó en la tanda de penaltis al Olimpia paraguayo.

El Independiente del Valle, por su parte, busca escribir la página dorada de su corta historia, pues con tan solo siete años en la primera división del fútbol ecuatoriano acaricia la Libertadores después de dejar en el camino a grandes del continente como el Pumas mexicano y los argentinos River Plate y Boca Juniors.

El partido de ida, disputado en Quito, terminó con un empate 1-1 que dejó abierta la final, aunque el favoritismo por su condición de local y por el buen juego durante todo el torneo recae en Atlético Nacional, dirigido por el técnico vallecaucano Reinaldo Rueda.

El club verde de Medellín espera que el apoyo de su fiel hinchada, que ya se hizo sentir masivamente el lunes en su último entrenamiento abierto al público, le dé el empuje necesario para alcanzar el segundo título de la Libertadores que no pudo conquistar en 1995 cuando perdió la final con el Gremio brasileño.

Rueda reconoce la calidad y el nivel de Independiente del Valle y por eso ha manifestado que en Medellín, Nacional “debe imponer su jerarquía”.

“Aquí hay que jugar con mucha inteligencia porque va a ser un partido cerrado, difícil como fue el de ida”, comentó Rueda.

Nacional no podrá contar  hoy con el volante Sebastián Pérez por acumulación de tarjetas amarillas, y en su lugar Rueda pondría desde el primer minuto a Alejandro Guerra, quien sueña con ser el primer venezolano en ser campeón de una Copa Libertadores.

Independiente del Valle llegó anoche a Medellín con 23 jugadores y, según el técnico uruguayo Pablo Repetto, con la esperanza de darle a Ecuador el segundo título de la Libertadores tras el obtenido en 2008 por Liga de Quito.

“La responsabilidad que tenemos es dejar bien parado al país, de darle una gran alegría a la gente, otra más, que sería algo que va a quedar marcado en la historia del club y de cada uno de nosotros”, afirmó Repetto.

Independiente del Valle tiene en duda al delantero José Angulo, quien sufrió un esguince de tobillo en el partido de ida con Nacional, y en su lugar estaría Miller Castillo.

Seis caribeños en la titular

Nacional cuenta en su titular con seis jugadores de la Región Caribe: los barranquilleros Alexánder Mejía y Macnelly Torres, el samario Alexis Henríquez, el vallenato Farid Díaz, el cartagenero Orlando Berrío y el cordobés Miguel Borja. Otros costeños verdes: Gilberto García (samario), Alejandro Bernal (cordobés) y Arley Rodríguez (sanandresano).

.

© Tomás Elías González

Tags: Ecuador