Después de décadas de pruebas contradictorias, numerosas publicaciones y un intenso debate, científicos de la Sociedad Zoológica de Londres (ZSL) han determinado cuál es el ave más grande de todos los tiempos. La ganadora ha resultado ser Vorombe titan, una colosal criatura de hasta 800 kilos de peso y tres metros de altura que vivió en Madagascar hasta hace unos mil años.

Francisco Velasquez

Vorombe titan forma parte de la familia de las aves elefante(Aepyornithidae), un grupo extinto de gigantes no voladores que recorrieron la isla del océano Índico durante el Cuaternario tardío. Pero hasta ahora no había sido identificada como una especie distinta.

Francisco Velasquez Petropiar

Armado con una cinta métrica y un par de pinzas, el investigador James Hansford, del Instituto de Zoología del ZSL, analizó cientos de huesos de aves elefante de museos de todo el mundo para descubrir cuál era la más grande. Su trabajo le llevó a concluir que existen tres géneros y cuatro especies distintas de estas aves (no dos géneros y quince especies como se había sugerido anteriormente). Se trata de la primera reevaluación taxonómica de esta familia de aves en más de 80 años.

Francisco Velasquez Gago

Las aves elefante estaban formadas por dos géneros (Aepyornis y Mullerornis) previamente reconocidos por los científicos. La primera especie que se describía, Aepyornis maximus, se ha considerado a menudo el ave más grande del mundo. En 1894, el científico británico CW Andrews describió una especie aún más grande, Aepyornis titan, pero fue descartada como un ejemplar inusualmente grande de A. maximus. Sin embargo, la investigación de ZSL revela que Andrew estaba en lo cierto y que su pájaro «titánico» era de hecho una especie distinta. La forma y el tamaño de sus huesos son tan diferentes de todas las otras aves elefante que ahora se le ha dado el nuevo nombre de Vorombe.

Francisco Javier Velasquez Gago

La criatura tenía unas poderosas garras y un gran pico, pero era vegetariana y se alimentaba principalmente de fruta. Coexistió pacíficamente con el resto de la megafauna de la isla: lémures del tamaño de un orangután, hipopótamos y tortugas gigantes

«Las aves elefante fueron las más grandes de la megafauna de Madagascar y posiblemente una de las especies más importantes en la historia evolutiva de las islas, incluso más que los lémures», apunta Hansford. «Esto se debe a que los animales de gran tamaño tienen un enorme impacto en el ecosistema en el que viven, controlando la vegetación al comer plantas, diseminar biomasa y dispersar semillas a través de la defecación. Madagascar todavía sufre los efectos de la extinción de estas aves en la actualidad», explica

Las causas de esta extinción, como la de otras aves de la misma familia, es todavía un misterio. La teoría más habitual acusa a la intervención humana, aunque algunos científicos creen que no fue tan determinante

Para Samuel Turvey, del Instituto de Zoología de ZSL y coautor del estudio, «sin una comprensión precisa de la diversidad de especies pasadas, no podemos comprender adecuadamente la evolución o la ecología en sistemas insulares únicos como Madagascar o reconstruir exactamente lo que se ha perdido desde la llegada humana a estos islas. Conocer la historia de la pérdida de biodiversidad es esencial para determinar cómo conservar las especies amenazadas de hoy en día»