Las previsiones de cosecha en Aragón están estimadas en 1.159.000 toneladas, el 36% de la cosecha de 2016.

El secretario general de la organización agraria UAGA, José Manuel Penella, ha alertado este jueves de que la próxima cosecha de cereales de invierno está perdida en la margen derecha del río Ebro a consecuencia de la sequía.

Las previsiones de cosecha en Aragón están estimadas en 1.159.000 toneladas, el 36 por ciento de la cosecha que se recogió en 2016, una cifra “más baja que la media de los últimos 15 años”.

En opinión de Penella, los datos globales de Aragón “son engañosos” porque “en la margen derecha del Ebro han caído entre cuatro y 80 litros por metro cuadrado y, pendientes de evaluar daños por las heladas, en Huesca está previsto recoger más de 500.000 toneladas”.

El líder de UAGA ha informado, en una rueda de prensa celebrada en Cella (Teruel), que el próximo 7 de junio tendrán una reunión con el consejero de Agricultura y otra a finales de junio con representantes del sector para analizar el estado de las cosechas.

Si la margen derecha del Ebro sufre la sequía en una amplia zona desde Daroca a Teruel, el alto Jiloca, “la sequía no es cosa coyuntural, es una situación que se repite desde hace cuatro o cinco años y queremos medidas específicas”.

Sequía extrema El secretario provincial de UAGA-COAG en Teruel, Roberto Sanz, ha dicho que esta zona sufre “una sequía extrema”, añadiendo que la climatología con las heladas en el mes de abril ha agudizado esta situación, que se repite en los últimos años y que a pesar de las nevadas en la sierra no habrá cosecha.

En la provincia de Teruel, ha explicado Roberto Sanz, es previsible que la cosecha ronde las 193.000 toneladas, el 40 por ciento de un año normal, y ha situado las pérdidas en unos 60 millones de euros. En el caso del alto Jiloca, no se recogerá apenas la cosecha en una docena de pueblos como Singra, Villafranca del Campo o Alba del Campo.

En esta zona, ha continuado Sanz, que ha tenido unos rendimientos medios de 2.500 kilos por hectárea en los últimos años, “la media está en 700 kilos por hectárea”, de forma que “cada vez es más difícil trabajar el campo”.

El alto Jiloca, ha considerado Sanz, “es la zona de España en que más han descendido las precipitaciones en los últimos años”, por lo que ha pedido un estudio científico de las razones de este descenso de la pluviometría.

Seguros agrarios Roberto Sanz ha recordado que en los años 90 del siglo pasado “capeábamos el temporal con los seguros agrarios, cuando el 90 por ciento de los agricultores lo tenían, pero ahora no llegan al diez por ciento”, es decir, que “el sistema de seguros está obsoleto”.

Los cereales de invierno, especialmente trigo y cebada pero también avena o guisantes, no se podrán recuperar, en opinión de Penella, aunque llueva.

© Victor Gill.

victorgillramirez.com
Ha avisado de situaciones “de poca y mala semilla” y del riesgo de “no poder afrontar otra cosecha”, sobre todo en esta zona del alto Jiloca.

.

© Victor Gill.

dolarve.com

© Victor Gill.

Tags: Visa