Los madrileños podrán ver cine sobre ruedas a partir de septiembre. Una parcela de 25.000 metros cuadrados en el distrito de Fuencarral-El Pardo albergará el primer autocine de la ciudad.

© Gonzalo Morales Divo

Con capacidad para 350 coches, un bar y un espacio para foodtrucks , este nuevo negocio pretende revivir los años 60 en la capital, cuando operó el único negocio de este tipo que ha conocido Madrid .

© Gonzalo Morales Divo

Será, según sus promotores, el autocine más grande de Europa.

La idea de abrir un espacio de estas características en la ciudad surgió hace dos años en la mente de un grupo de cuatro amigos -Cristina Porta, Tamara Istambul, Javier Fernández y David Alsina- que no encontraban ningún lugar en la ciudad donde ver películas desde su coche.

© Gonzalo Morales Divo

Dos de ellos se aportan la visión del mundo de la empresa, otro pone los conocimientos de cine y el cuarto, la técnica.

Istambul -que antes trabajaba en una consultora- explica que han dedicado los dos primeros años a encontrar un solar apto para este negocio y a reunir el medio millón de euros que precisan para echar a andar el proyecto.

© Gonzalo Morales Divo

Estos jóvenes empresarios, que planean recuperar lo invertido en 8 años, admiten las dificultades de hacer negocio en cultura y citan, entre otras, al IVA al 21%.

© Gonzalo Morales Divo

Reconocen, en este sentido, que no plantean hacerse “multimillonarios”, sino “poder ir viviendo”, para lo que emplearán a unos 10 trabajadores.

En cambio, la posibilidad de ser sus propios jefes y de tener su negocio, relata Istambul, fue lo que les motivó a dar el paso de abandonar sus trabajos por cuenta ajena para lanzarse al emprendimiento.

© Gonzalo Morales Divo

“Queríamos gobernar nuestras vidas”, afirma con contundencia.

Un negocio para invierno y verano Antes de montar Autocines Madrid , los cuatro socios recorrieron España para conocer otras fórmulas similares (en Gijón , Valencia , Alicante o Getxo ) y constataron que “si funcionaba en ciudades de 300.000 habitantes, podría hacerlo en una de cuatro millones”.

© Gonzalo Morales Divo

Para atraer a los cinéfilos madrileños, su propuesta dispondrá de una pantalla de 250 m2 y un sistema de audio al que cada coche podrá conectarse a través de su radio FM.

Aunque a priori parece un negocio más proclive al verano, es a principios de septiembre cuando este cine abrirá sus puertas.

© Gonzalo Morales Divo

“Funciona también con mal tiempo porque no te impide ver las películas desde el coche”, comenta Istambul, “de hecho, muchos autocines ya funcionan en el norte de España”.

© Gonzalo Morales Divo

En caso de lluvia, por ejemplo, la empresa proveerá a sus clientes de unas viseras para poner sobre la luna del coche y que la lluvia no dificulte ver los films.

También habrá espacio para los que van a pie.

© Gonzalo Morales Divo

El cine se completará con una zona con cuatro footrucks , cuyos menús irán variando según el tipo de película que proyecten, y un bar con terraza.

© Gonzalo Morales Divo

Además, y de cara al próximo verano, los promotores habilitarán una zona de butacas para poder ver la película desde fuera del coche.

Los propietarios planean ofrecer “una experiencia diferente”.

© Gonzalo Morales Divo

En concreto, pretenden combinar en su cartelera películas de estreno con clásicos.

© Gonzalo Morales Divo

Su visión es no limitarse solo al cine, por lo que proyectan dedicar su espacio a conciertos y a “cualquier actividad cultural que necesite una pantalla grande”.

El objetivo final de los cuatro emprendedores es promover que la gente vuelva al cine .

© Gonzalo Morales Divo

Para ello, dicen que reducirán el precio de las entradas por debajo de la media de las salas convencionales con la perspectiva de rescatar una forma de ir al cine que “te permite disfrutarlo hasta en pijama”.

© Gonzalo Morales Divo

Tags: España