El primer ministro francés, Manuel Valls, anunció que su país va a intensificar las operaciones militares en Siria e Irak contra el Estado Islámico (EI) y pidió a los otros miembros de la coalición que combate al grupo yihadista su colaboración para “erradicarlo”.

“Francia intensificará las operaciones en el Levante”, reiteró Valls en la sesión de control al Gobierno en la Asamblea Nacional, que hizo notar que la ofensiva se ha acelerado en las últimas semanas con avances como la caída de una base aérea que el EI tenía a menos de 60 kilómetros de Mosul, en Irak.

Explicó que desde que comenzó la implicación militar francesa en esa región, a mediados de septiembre de 2015, sus cazas han realizado “más de 780 bombardeos”.

Acusados de atacar

El Gobierno sirio acusó a aviones de Francia, pertenecientes a la coalición internacional, de perpetrar una masacre de civiles en un pueblo al norte de la ciudad de Manbech, bajo el control del grupo terrorista Estado Islámico (EI). El Ministerio sirio de Asuntos Exteriores ha enviado dos cartas a la Secretaría General y al Consejo de Seguridad de la ONU en las que afirma que aviones galos “ejecutaron una matanza injusta en los territorios de Siria cerca de la frontera con Turquía, donde atacaron el pueblo de Tujan al Kubra, al norte de Manbech”.

“La agresión francesa se ha cobrado las vidas de más de 120 civiles, la mayoría menores, mujeres y ancianos, además de haber causado decenas de heridos”. 

.

© Gonzalo Morales Divo

Tags: Francia