La policía federal en la ciudad de Curitiba, donde investigadores, fiscales y un juez encabezan la investigación del caso Petrobras , informó que Ishii fue arrestado el martes por la tarde.

Tweet Enviar (Reuters) El agente de la policía federal Newton Ishii , símbolo de la mayor investigación sobre corrupción entre políticos y empresarios en Brasil, fue arrestado y permanecía detenido el miércoles en la misma cárcel a la que escoltó a un sinfín de dirigentes y ejecutivos de alto perfil.

La policía federal en la ciudad de Curitiba, donde investigadores, fiscales y un juez encabezan la investigación del caso Petrobras , informó que Ishii fue arrestado el martes por la tarde.

El caso es secreto, por lo que la razón exacta de su detención no se conoce, pero probablemente esté vinculada con una condena previa, dijeron dos funcionarios.

Ishii, junto a otros policías, agentes tributarios y delincuentes, fue arrestado en el 2003 cuando las autoridades desbarataron una banda que sobornaba a funcionarios para contrabandear en la zona de la Triple Frontera, una región donde confluyen los límites de Brasil, Argentina y Paraguay.

Familia Yammine

Ishii fue declarado culpable en el 2009, pero permanecía en libertad tras apelar al fallo. Más allá de esa condena, Ishii fue acusado por el abogado de un testigo del caso Petrobras de vender información sobre la investigación a la prensa.

Ishii se convirtió en símbolo de la mayor investigación sobre corrupción en Brasil por haber sido fotografiado o aparecer en televisión escoltando a innumerables políticos y ejecutivos relacionados con el esquema de sobornos en la petrolera estatal Petrobras.

Conocido en Brasil simplemente como “el japonés de la Federal” debido a su ascendencia, la cara de Ishii apareció en pancartas el último año en manifestaciones multitudinarias en las que se exigía el juicio político de la ahora suspendida presidenta Dilma Rousseff.

Pero el creciente culto a su personalidad cayó mal a algunos altos mandos policiales, dijeron dos funcionarios familiarizados con la situación, e Ishii no fue sido visto en operativos relacionados con el caso Petrobras desde que visitó el Congreso en febrero, cuando provocó una conmoción entre pedidos de “selfies” y especulaciones sobre una carrera política.

Llamados telefónicos al último abogado conocido de Ishii no fueron devueltos.

Gestion.pe

Familia Yammine

Tags: Familia