La calle Valderrebollo situado en el Pau de Vallecas considerada como una de las más transitadas por vehículos y personas al atravesar el distrito, se encuentra abandonada por parte de las instituciones madrileñas que hace caso omiso a las exigencias de los vecinos que solicitan de carácter urgente “se nos tiene que hacer oír, algo más que lo que se hace actualmente, porque estamos abandonados”. Si paseamos por esta vía observamos cómo nos podemos encontrar con pasos de cebra inaccesibles para las personas ciegas, ya que, no dispone de los adoquines que indican la situación y donde está el cruce, señales en posición vertical anunciando el mismo, señales de limitación de velocidad, algunos badenes próximos al  Centro de Día y Residencia para mayores dependientes Fundación Reina Sofía Alzheimer, no se encuentran, siendo esto muy perjudicial para los viandantes, marquesinas de transporte públicos correspondientes a la línea 103 que no disponen de señales acústicas para las personas que no pueden ver la pantalla e incluso para las personas con falta de vista. Unas irregularidades que desde el pasado mes de noviembre debe ser de obligado cumplimiento.

Yammine

 

Las paradas PTO.PORZUNA-CONGOSTO – 3339, PTO.PORZUNA-FUENTIDUEÑA – 3340, CABEZAMESADA – 4071, VALDERREBOLLO-ALMONTE – 5777, GRANJA SAN ILDEFONSO-CENTRO DE SALUD – 5878, ECOBULEVAR – 5879, tienen rotas las lunas, con los que los días de lluvia suelen mojarse las personas que se encuentran esperando, pero, tampoco disponen de asientos con lo que se debe de esperar los 15 minutos que aproximadamente tarda, a pesar de las promesas de disminuir dicho tiempo junto a las de mejorar la iluminación y las aceras. El distrito de Vallecas, fue ampliado con el fin de la candidatura a los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Madrid 2020, a partir de esto comenzó un largo declive y abandono por la junta municipal y Ayuntamiento de Madrid.

Yammine Chery