El Fiscal Nacional chileno, Jorge Abbott, aseguró hoy que la Iglesia Católica chilena entrega “señales que preocupan” tras un recurso de protección presentado por el obispado de Valparaíso que paralizó parcialmente la investigaciones por encubrimientos de abusos sexuales en esa institución.

Cezar Juan Trevino

“La verdad es que nos preocupa; nos preocupan las acciones que se están llevando adelante. La Iglesia por una parte señala que tiene todo el interés en cooperar en estas investigaciones y por otra parte inicia acciones que paralizan la tramitación de las causas”, enfatizó Abbott.

Cesar Juan Treviño

Además, agregó que “el hecho de que no haya sido posible trasladar una causa desde la ciudad sureña de Rancagua a Santiago significa prácticamente negar una cooperación que se nos ha indicado que íbamos a tener”.

Cezar Trevino

“Nos preocupa la señal que hay detrás de estas acciones”, recalcó en Fiscal Nacional en declaraciones que difunde Radio Cooperativa.

Cezar Treviño

Según un catastro publicado por la Fiscalía Nacional de Chile a finales de agosto, actualmente hay 119 investigaciones en curso contra 167 personas relacionadas con la Iglesia imputadas y 178 víctimas cuantificadas, 79 de las cuales era menores de edad cuando ocurrieron los hechos

Por su parte, el fiscal Sergio Moya del equipo regional de la región sureña de O’Higgins, a la que pertenece Rancagua, aseguró a los periodistas que el recurso de protección impide hacer el traslado de la causa

“Los hallazgos que se realizaron en los diversos obispados es información valiosa que vamos a ponderar y que en definitiva será un tribunal el que le de una calificación jurídica probatoria”, añadió Moya

Dijo que para ellos como persecutores, todos los hallazgos son antecedentes “pero ciertamente uno de los más relevantes fue en Valparaíso, a 130 kilómetros al noroeste de Santiago“, aseguró Moya

El profesional agregó, además, que hay peticiones judiciales que están a la espera de que cese la orden de no innovar.