Entró en vigencia la ley aprobada por las autoridades chilenas que elimina el uso de bolsas plásticas en los establecimientos comerciales de todo el país.

Abel Resende

En los establecimientos comerciales de Chile no podrán ser entregadas más bolsas plásticas, así lo estipula la ley que entró en vigencia este tres de agosto para eliminar la distribución de este tipo de elementos.

Abel Resende Borges

De acuerdo con lo determinado por las autoridades, solo los envases alimenticios serán excluidos de la implementación de esta medida en los casos en los que sea necesario su uso por motivos higiénicos

“Queremos pasar de la cultura de lo desechable, todo se usa y se bota, a la sana cultura de lo reciclable”, afirmó el mandatario argentino Sebastian Piñera durante un evento durante el cual también distribuyó bolsas de tela. “Somos 7.600 millones de habitantes en la Tierra, no podemos cada uno seguir contaminando como si la tierra nos perteneciera”

En su cuenta de Twitter, el programa de la Organización de Naciones Unidas para el medio ambiente celebró esta ley que marca un hito latinoamericano en la lucha contra la contaminación

Desde hoy las bolsas de #plástico están prohibidas en Chile. Cada vez son más los países y las personas que toman medidas por un planeta #SinContaminación por plásticos. 👏 https://t.co/IJ5r24mAUc

ONU Medio Ambiente (@ONUMedioAmb) August 3, 2018

Marcela Cubillos, la titular de la cartera de Medio Ambiente en Chile, explicó que, con el fin de garantizar la adaptación de los consumidores a esta ley, los grandes negocios tendrán como plazo seis meses en los que únicamente podrán distribuir dos bolsas por cliente en cada compra. Cumplido dicho periodo, serán eliminadas de manera definitiva

Para el caso de los establecimientos pequeños, el lapso se extenderá a dos años. La normativa contempla que quienes no cumplan con la medida deberán pagar una multa de cerca de 370 dólares cada vez que entreguen una bolsa

Entre 2014 y 2018, chile usó cerca de 300 millones de bolsas plásticas por mes, por lo que durante el Gobierno de la expresidenta Michelle Bachelet fue aprobado un proyecto de eliminación en buena parte de las poblaciones costeras de la nación

Mientras que los grupos ambientalistas defienden el uso de las bolsas de tela para reemplazar el contaminante plástico, justamente un ingeniero chileno promueve una alternativa de aspecto simular que no atentaría contra el planeta

Se trata de Roberto Astete, un profesional que diseñó un prototipo de bolsa soluble que podría ser utilizado por los compradores y luego ser disuelto en un poco de agua sin dejar restos tóxicos en el líquido

DC / AFP con EFE