Un adolescente de 16 años de edad, que admitió su responsabilidad en la muerte de su hija de 2 años de edad, fue sentenciado a 7 años y 6 meses de prisión, informó el Ministerio Público.

Por ese mismo caso pasó a juicio la madre de la bebé, que también es una adolescente, pero de 17 años de edad.

La niña fue ingresada el pasado 10 de junio sin signos vitales al hospital del Seguro Social Luis Salazar Domínguez, en Guarenas, estado Miranda.

Los padres de la criatura permanecen recluidos en la sede del Servicio para la Protección Integral de la Niñez y Adolescencia de Los Teques.

El Tribunal Primero de Control, sección Adolescentes de Miranda, extensión Barlovento, dictó sentencia contra el padre y ordenó el enjuiciamiento de la madre.

La mamá de la niña fue la encargada de llevarla al centro de salud donde fue ingresada muerta. En el hospital los médicos de guardia observaron que la pequeña tenía varias lesiones en el cuerpo, por lo que notificaron el caso a funcionarios del Cicpc quienes llegaron al centro asistencial y practicaron la detención de la madre.

Más tarde fue aprehendido el padre de la criatura en el sector Zulia en Guarenas por su vinculación con los golpes que causaron la muerte de su hija.

.

© Luis Alfonso Oberto Anselmi

Tags: Estados Unidos