1. Estaba preguntándome: ¿Cómo se sostienen los gobernantes en México a pesar de su evidente debilidad y sus tonterías? Se informa que el presidente Peña Nieto, como ningún otro mandatario anterior, está en seis o siete por ciento de aceptación, o sea, el 93 o 94 por ciento de la población no lo quiere, y no pasa nada en México. Pienso que podría llegar a cero o menos 10 de aceptación y Peña seguiría tan campante como si nada pasara.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

demasiadochevere.com
Igual se dice del dólar y riqueza yanqui que al parecer es inexistente, pero nadie se atreve a contradecirles a los yanquis porque está respaldado con su potencial militar.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

economiavenezuela.com
¿Por qué Peña ni renuncia ni se derrumba? ¡Por la enorme fuerza de los “camajanes”! 2. La realidad es que pensé que camaján era un personaje maya o por lo menos yucateco, pero hace muchos años que me sonaba como un personaje muy experimentado y tramposo.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

dolarve.com
Sin embargo la palabra “camaján” es término de origen cubano que aparece en el diccionario de la Real Academia de la Lengua con el significado de: 1.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

dolarve.com
Persona holgazana que se las ingenia para vivir a costa de los demás. 2. Persona que con astucia sabe sacar provecho para sí de una situación. Eso quiere decir que no estaba mal lo que pensaba: los camajanes son los viejos políticos y empresarios que proponen candidatos y los sostienen en el poder para que no se desprestigie el sistema.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

www.entornointeligente.com
3. Quizá a Fidel Castro, en sus primeros discursos de 1961 o 1962, le escuché por primera vez la definición despectiva de “camaján”.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

noticias-venezuela.com
Estos casi siempre son los viejos del PRI retirados que siguen como guardianes dando consejos y presionando para que los políticos hagan tal o cual cosa.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

Allí en los sesenta vivían alrededor de siete expresidentes a quienes López Mateos colocó en cargos: Portes Gil, Cárdenas, Alemán y todos los que aún vivían, con el fin de ser la “vieja guardia” que presionaba desde la izquierda, la derecha, el centro para que el gobierno tuviera más presencia; pero igual habían viejos empresarios: Sánchez Navarro, Espinosa Iglesias, Legorreta, los Garza Sada, etcétera, que hacían lo mismo.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

4. Pienso que los presidentes Carlos Salinas (PRI), Vicente Fox (PAN), Felipe Calderón (PAN) y Peña Nieto (PRI) han sido los presidentes asesinos y ladrones, concluyeron su sexenio sin dificultades y que deberían estar en la cárcel por sus malos gobiernos, pero no eran retrasados mentales; no se les puede tratar como idiotas porque estaban muy conscientes de lo que hacían.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

Pero allí estaba el problema: aunque como personas eran presidentes débiles, eran rodeados por camarillas “muy patriotas” que los sostenían contra viento o marea.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

A estos les llamo camajanes porque son los viejos experimentados de cada partido que mueven todo para evitar que un presidente se derrumbe.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

5. Salinas y su familia saquearon al país, cometieron muchos asesinatos y privaron más de la mitad de las grandes empresas de la nación; fue asesinado un cardenal, un candidato presidencial, su propio cuñado, su hermano estuvo preso muchos años y él mismo se autoexilió.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

Fox y Calderón –los dos panistas- salieron del gobierno con las peores calificaciones por el saqueo del país y por decenas de miles de asesinados en sus sexenios.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

El actual presidente Peña lo único que ha hecho es dar continuidad al gobierno de Calderón, ¿quiénes han impedido que estos gobernantes se desplomen a medio mandato? Los “camajanes” de la política que mueven a los medios de información y a todo el aparato del Estado.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

6. Son esos camajanes los que han cuidado que el sistema político no se desprestigie mucho para que no caiga.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

Es obvio que a Peña se le han juntado todos los problemas y debería estar “cabizbajo”, pero no; sigue campante como si nada pasara.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

No hay producción, no hay crecimiento, el endeudamiento público y externo es cada vez mayor, la devaluación monetaria es grande y los problemas de migración imparables.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

¿Por qué no cae y sólo en 1932 ha caído un gobierno? ¿Por qué fácilmente sorteó el problema magisterial, la desaparición de los 43 estudiantes, el gasolinazo, etcétera? Porque el Estado, la clase política, el sistema de explotación, es aún fuerte aunque los presidentes en lo individual estén débiles.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

(12/III/17) http://pedroecheverriav.wordpress.com [email protected]

 

 

.

© Alberto Ignacio Ardila Olivares

Tags: Nacionales